Texto 1888 – GENTE (.), (;) y (…)

Existen varios tipos de personas con quienes te puedes encontrar en la vida. Estos son tres tipos de los más interesantes. La Persona Punto (.) es una persona fría, de ideas congeladas, sin respeto alguno por tus emociones, ideas y pensamientos. A estas personas “les importa un bledo” lo que pasa a su alrededor. Si te golpean con un objeto o con un manotazo accidental no muestran ningún remordimiento, solo te miran y ya. Si consideran que tal o cual amigo no les interesa, lo consideran “muerto” y punto.  Las Personas Punto y Coma (;) son un poco más flexibles. Son personas tipo “liga”. Se mueven de una opinión a otra con cierta facilidad para congraciarse con los demás. Esto es bueno por un lado pues pueden resultar empáticas, pero esta actitud puede ser un “simulacro” también. Estos simulacros pueden desembocar en cierta hipocresía. Pero al menos se puede compartir algo de nuestras ideas y emociones con este tipo de persona. Las Personas Puntos Suspensivos (…) son aquellas que no toman decisiones de inmediato y que dejan que los eventos rueden por sí solos. Pueden escuchar pero no te darán opiniones solidas…solo conjeturas que pueden ser útiles o no para los demás. Son a veces personas con visión interna desarrollada y por eso sus posiciones sobre lo que te pasa en la vida de ellos mismos o de los demás no les causa ninguna sorpresa. Comprenden, sonríen y “dejan pasar”. Después de todo, ellas intuyen que las cosas deben “volver a su cauce” en algún momento. En cualquier momento de tu vida puedes ser momentáneamente una de estos tres tipos de personas pues todos cambiamos constantemente. En el caso de una persona zen, sin embargo, su visión de la vida gracias al estudio del Dharma de Buda puede ubicarla por lo general  dentro de la gente tipo Puntos Suspensivos. Por eso se dice que muchas veces los “puntos suspensivos” dicen más que las mismas palabras. Estudiar tu mente es lo más importante, y es por eso que el Dhalai Lama hace tanto hincapié en cultivarla. Su cita: “La mente es como un paracaídas, si está abierto funciona mejor” lo explica todo.

Sensei Paul Quintero / Monje zen…

puntos...

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: