Texto 2494 – ZAZEN Y GARNIER

Sitting on breakaway

Basarse en el tiempo-reloj no nos permite ‘escapar’ del yugo del tiempo. El físico Jean Pierre Garnet (Francia) nos habla de .un  tiempo que existe entre los segundos que conocemos (The Doubling Theory, 1988). Este no-tiempo es un tiempo de completa libertad y podemos entrar en contacto con él usando nuestro cuerpo energético considerado el aspecto ‘dual’ de la materia.

Este ‘tiempo sin tiempo’ es el tiempo ideal para ‘arreglar‘ todo en nuestra vida. En este tiempo y viajando en él con este cuerpo energético resolvemos todo sin necesidad de pensar. Muy Zen, sin duda. El concepto de ‘mushotoku‘ del Zen es justamente la actitud necesaria para hacer los cambios sin la intervención de la mente que no solo vive en el mundo material sino que espera resultados a los que ha de apegarse. En este no-tiempo el espíritu sin apego se mueve con el cuerpo energético y resuelve sin resolver, sin la intervención de una mente angustiada. El espíritu de no-provecho practicado en el Zen comprende esto.

La gente que busca ansiosamente soluciones para sus pesares difícilmente puede desconectarse de este tiempo-reloj y es esclavizado por las circunstancias que este rige. Jean P. Garnet nos dice que uno ‘no tiene que saber cómo funciona esta teoría. Es cuestión de tener fe en ella. Él dice que todos conocemos (desde la perspectiva del no-tiempo) antes de saber que conocemos. Nos insta a observar cómo los niños saben ‘usar‘ cualquier artefacto electrónico sin haberlos visto ni manipulado antes. Esto lo hacen gracias al uso del tiempo imperceptible.  Debemos aprender a confiar en nuestro cuerpo energético. Insiste que usemos todo el tiempo imperceptible que está a nuestro servicio.

Cuando el maestro Taisen Deshimaru (representando a todos los maestros y patriarcas de la transmisión) nos dice: “Cuando practiquéis zazen no busquéis nada, no os esforcéis por nada, la Vía se ocupa de todo“, se entiende que La Vía es sin tiempo. La Vía pertenece a la libertad del ‘tiempo imperceptible’.

¿Cómo conectarnos con este no-tiempo? De noche, acuéstate en plena consciencia de tu posición corporal e imagina a un doble de pura energía a tu lado en tu misma postura. Desde allí sal a volar y a nutrir tu vida venciendo limitaciones y supuestos problemas con amor y determinación. Visita todos los lugares y personas que desees, vuela sin límite en el no tiempo que no puede ser asido por la mente humana como todas las cosas a las cuales nos apegamos para dominarlas. Durante zazen, el espíritu sin provecho no se apega a nada, solo vive la vida sin limitaciones.

Sensei Paul Quintero / Monje zen

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s